South-Cargo2
Inicio Arte y Cultura «La auto sustentación de la cultura te permite ser independiente»

«La auto sustentación de la cultura te permite ser independiente»

Por Karen Lentini Gómez

En Madrid, en un espacio ambientado por el mobiliario barroco y entre cliente y cliente, conversamos en torno a los libros con Patricia y Leonardo. La librería Los Pequeños Seres, llamada así por un cuento de Salvador Garmendia, es un lugar mágico para grandes y pequeños, creado gracias a la valentía y la pasión por la lectura de estos grandes libreros.

Patricia y  Leonardo, ambos licenciados en Letras, pudiendo dedicarse al mundo del libro  en una editorial o una biblioteca  ¿Por qué arriesgarse con una librería? 

Nosotros tenemos un proyecto paralelo que abarca un montón de servicios editoriales, corrección, traducción etc, llamado Scripta a Manet–los textos permanecen– pero el sueño de tener una librería es el sueño que tiene cualquier persona que le gusten los libros y la literatura. Surgió la oportunidad y ahora tenemos que prestarle más atención a este proyecto que acaba de nacer.

¿Cuál es el criterio para escoger el fondo de la librería? ¿Es necesario extraerse de sus propios gustos? 

Leonardo: Cuidamos mucho el contenido en función de las cosas en las que creemos, entendemos que hay un mercado, temas que las personas  quieren leer que quizá no leemos. La opinión del librero muchas veces tiene gran peso en la venta, por eso tratamos de seleccionar buenos títulos con criterio amplio. Evitamos las novedades e intentamos acertar con títulos que sean valiosos hoy, y dentro de 5 o 10 años, lo que trasciende. Es difícil y seguramente nos hemos equivocado y algunos libros no están dentro de ese criterio. 

Patricia: Tratamos de no caer dentro de la maquinaria de marketing editorial. Aunque nuestra selección no sea lo que más se esté mostrando, son títulos de editoriales pequeñas y eso atrae a los clientes. Nosotros destacamos cosas que no están destacadas en ninguna parte. Eso le da mucha personalidad a la librería 

Leonardo: Puede ser un titulo nuevo que no cuenta con tanta publicidad como el de las grandes editoriales, simplemente es un libro que hemos revisado, consideramos que tiene valor porque está bien escrito y  cuenta una historia literaria relevante.

¿Y los lectores perdidos que opciones encuentran en Los Pequeños Seres?

Patricia: Cuando hablas con el lector y te comenta otros títulos que le han gustado, si quiere leer algo diferente, algo alegre o reflexivo, solemos recomendar según nuestros gustos y lecturas,  tratando de adaptarnos a la persona 

Nuestro fondo se constituye principalmente de libros de pensamiento, literatura latinoamericana y mucha literatura japonesa, eso nos diferencia.

Somos muy buenos haciendo recomendaciones infantiles y  juveniles. Tenemos buena reputación, los clientes han quedado contentos y vuelven solicitando nuevas recomendaciones. 

¿Para ser librero crees que es fundamental entender que la librería es un negocio? 

Patricia: Si. Un modelo se desarrolla para que sea exitoso, y es así,  cuando  aportas a las personas cosas valiosas. La auto sustentación de la cultura te permite ser independiente. Es un error común creer que la cultura tiene que ser subsidiada o que quien trabaja en la cultura tiene que ser precario toda su vida. Es indispensable entender que es un negocio que tiene que ser sustentable. 

Leonardo: Depender de los subsidios lo hace muy débil, e incluso lo hace víctima de cualquier proyecto político que pinte la oferta cultural  con otras cosas que termina siendo panfleto.

Nosotros creemos que la cultura es un bien valioso y por eso tiene que brindar calidad de vida a las personas que la hacen posible. Intentamos mantener esta filosofía aquí en Los Pequeños Seres, y todo  lo que hacemos tiene que originar un retorno al espacio, tratando que sea accesible. Tenemos libros nuevos que tienen su precio y libros de segunda mano desde 2e. Por otro lado brindamos una oferta cultural interesante con precios justos: clubes de lectura en otros idiomas, o clubes de filosofía, cursos de arquitectura.

Tenemos una actividad relacionada con técnicas de fotografías que están un poco en peligro de extinción; cosas antiguas, arcaicas, como sensibilizar el soporte y luego capturar directamente en ese soporte sin cámara. Jugamos un poco con esas actividades que no son muy habituales.

¿Qué ha sido lo más complicado de ser librero? 

Leonardo: El oficio de librero es muy complicado en España y en cualquier lugar del mundo, porque la literatura está de alguna manera en peligro; es decir, tiene muchas amenazas, el paso de la tecnología, la manera en que todos los seres humanos estamos consumiendo información, y los libros no son el medio más popular. Para nosotros la actividad cultural tiene un peso  económico importante, con el tema de la pandemia hemos tenido que ajustar las actividades y que funcionen con todas las limitaciones y restricciones.

A pesar de que conocemos la amenaza de la forma en que el público compra libros o consume las historias a través de Internet, buscamos estar al día, con ensayos sobre tecnología, inteligencia artificial,  videos juegos, siempre desde lo  que nosotros controlamos. 

Amazon hace un buen trabajo con las herramientas con las que cuenta. Los libreros no podemos ponernos malcriados. Así como cuando Gutemberg inventó la imprenta y salieron un montón de copistas,  los grandes libreros, los de carne y hueso, a los que realmente les gusta la literatura, pueden ofrecer lo que Amazon no; y es una buena recomendación, una conversación sobre el libro que tenga retorno, establecer un vínculo con el lector y entusiasmarlo. Amazon te puede sugerir, pero el librero te sustenta algo que quizá tu no has leído y te puede sorprender. 

Patricia: Un negocio exitoso no busca solo vender sino fidelizar al cliente, quizá incluso sabiendo que puede perder una venta, al sugerir al cliente que no compre un ejemplar que sabes que no le va a gustar. Un buen librero recomienda sinceramente para que el cliente vuelva.

Ustedes que constantemente trabajan con público y con lectores ¿qué impresión tienen sobre la cultura? ¿Creen que está desasistida o que no hay suficientes lectores? ¿Quizá falta de interés de los ciudadanos? 

Patricia: Aquí hay mucha más gente que lee con intereses muy distintos, y niveles de lecturas que también varían. Hay gente que lee simplemente por entretenimiento y otros para profundizar en temas que le interesan. Sí creo que hay lectores y a la gente le gusta leer.

Leonardo: Si lo comparas con hace 40 o 50 años hay una tendencia a la baja porque hay otros medios que acaparan la atención.

Yo creo que las personas deberían saber que la lectura además de ser un medio de transmisión de información, es un ejercicio intelectual muy potente, que permite sostener y profundizar una idea de una manera que otros medios de comunicación no pueden.  Yo creo que las personas que siguen leyendo y que están inculcando la lectura a nuevos lectores, están haciendo una labor muy valiosa, porque la gente que tenga el hábito y la capacidad de leer será capaz de sostener un pensamiento y profundizar una idea. Las personas que no pueden sostener ideas va en aumento y leer es un ejercicio intelectual muy poderoso.

Una de las actividades de los sábados de las que más disfrutamos nosotros es el yoga cuento, realizado por una cuenta cuentos muy talentosa que también en maestra de yoga, combina dinámicas de yoga y de mindfunlless para niños a medida que va contando el cuento

Patricia: Creemos que eso es diferente y particularmente valioso porque los niños se enfrentan a un montón de cosas y estímulos, cosas que se mueven, que tienen luces. Cuando les pones frente a un libro, es como un objeto inerte que no tiene nada que ver con ellos. El yoga cuento es una manera de vivir la historia con todo el cuerpo y eso te hace entender que el libro es un objeto que tiene mucho que ver contigo, que es algo que se debe interpretar. Esta actividad genera una conexión con el libro en estos momentos que es tan complicado prestarle atención a una cosa de papel. Hacemos sesiones de robótica, ilustración, fotografía, buscamos siempre cosas que ofrecer.

Patricia: Solemos prepararles actividades interesantes que hemos ofrecido para adultos y que de alguna manera animamos a los profesionales a preparar una versión para niños. Tratamos de dar una buena cultura a los pequeños porque descubrimos que era una necesidad real. Los padres nos comentaban que no había mucha oferta infantil, y la que hay lamentablemente no es de calidad, es centrada más en el entretenimiento. Nosotros intentamos además de entretenerlos nutrirlos con cosas que puedan ser valiosas en el futuro.

Populares

Así fue el esperado encuentro de Chyno y Nacho en Premios Juventud

El dúo se presentó por primera vez en cuatro años en un escenario el próximo jueves 22 de julio en los escenarios de Premios...

Falleció a los 88 años el escritor y crítico venezolano Guillermo Sucre

El poeta, ensayista, docente y crítico literario Guillermo Sucre Figarella, autor de obras como Borges, el poeta, y La máscara, la transparencia, falleció en su residencia,...

TPS de EE. UU. para venezolanos: ¡ya pueden hacer la solicitud en línea!

Los venezolanos elegibles que solicitenel Estatus de Protección Temporal (TPS) ahora podrán presentar en línea su Formulario I-821, anunció el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (Uscis) el miércoles...

¿Puede China ser un actor en la solución a la crisis venezolana?

Esa fue la duda que conocedores en la materia buscaron resolver en una conversación virtual, que abarcó desde Caracas a Beijing. Incluso en la...
- PUBLICIDAD -

«La auto sustentación de la cultura te permite ser independiente»

Por Karen Lentini Gómez

En Madrid, en un espacio ambientado por el mobiliario barroco y entre cliente y cliente, conversamos en torno a los libros con Patricia y Leonardo. La librería Los Pequeños Seres, llamada así por un cuento de Salvador Garmendia, es un lugar mágico para grandes y pequeños, creado gracias a la valentía y la pasión por la lectura de estos grandes libreros.

Patricia y  Leonardo, ambos licenciados en Letras, pudiendo dedicarse al mundo del libro  en una editorial o una biblioteca  ¿Por qué arriesgarse con una librería? 

Nosotros tenemos un proyecto paralelo que abarca un montón de servicios editoriales, corrección, traducción etc, llamado Scripta a Manet–los textos permanecen– pero el sueño de tener una librería es el sueño que tiene cualquier persona que le gusten los libros y la literatura. Surgió la oportunidad y ahora tenemos que prestarle más atención a este proyecto que acaba de nacer.

¿Cuál es el criterio para escoger el fondo de la librería? ¿Es necesario extraerse de sus propios gustos? 

Leonardo: Cuidamos mucho el contenido en función de las cosas en las que creemos, entendemos que hay un mercado, temas que las personas  quieren leer que quizá no leemos. La opinión del librero muchas veces tiene gran peso en la venta, por eso tratamos de seleccionar buenos títulos con criterio amplio. Evitamos las novedades e intentamos acertar con títulos que sean valiosos hoy, y dentro de 5 o 10 años, lo que trasciende. Es difícil y seguramente nos hemos equivocado y algunos libros no están dentro de ese criterio. 

Patricia: Tratamos de no caer dentro de la maquinaria de marketing editorial. Aunque nuestra selección no sea lo que más se esté mostrando, son títulos de editoriales pequeñas y eso atrae a los clientes. Nosotros destacamos cosas que no están destacadas en ninguna parte. Eso le da mucha personalidad a la librería 

Leonardo: Puede ser un titulo nuevo que no cuenta con tanta publicidad como el de las grandes editoriales, simplemente es un libro que hemos revisado, consideramos que tiene valor porque está bien escrito y  cuenta una historia literaria relevante.

¿Y los lectores perdidos que opciones encuentran en Los Pequeños Seres?

Patricia: Cuando hablas con el lector y te comenta otros títulos que le han gustado, si quiere leer algo diferente, algo alegre o reflexivo, solemos recomendar según nuestros gustos y lecturas,  tratando de adaptarnos a la persona 

Nuestro fondo se constituye principalmente de libros de pensamiento, literatura latinoamericana y mucha literatura japonesa, eso nos diferencia.

Somos muy buenos haciendo recomendaciones infantiles y  juveniles. Tenemos buena reputación, los clientes han quedado contentos y vuelven solicitando nuevas recomendaciones. 

¿Para ser librero crees que es fundamental entender que la librería es un negocio? 

Patricia: Si. Un modelo se desarrolla para que sea exitoso, y es así,  cuando  aportas a las personas cosas valiosas. La auto sustentación de la cultura te permite ser independiente. Es un error común creer que la cultura tiene que ser subsidiada o que quien trabaja en la cultura tiene que ser precario toda su vida. Es indispensable entender que es un negocio que tiene que ser sustentable. 

Leonardo: Depender de los subsidios lo hace muy débil, e incluso lo hace víctima de cualquier proyecto político que pinte la oferta cultural  con otras cosas que termina siendo panfleto.

Nosotros creemos que la cultura es un bien valioso y por eso tiene que brindar calidad de vida a las personas que la hacen posible. Intentamos mantener esta filosofía aquí en Los Pequeños Seres, y todo  lo que hacemos tiene que originar un retorno al espacio, tratando que sea accesible. Tenemos libros nuevos que tienen su precio y libros de segunda mano desde 2e. Por otro lado brindamos una oferta cultural interesante con precios justos: clubes de lectura en otros idiomas, o clubes de filosofía, cursos de arquitectura.

Tenemos una actividad relacionada con técnicas de fotografías que están un poco en peligro de extinción; cosas antiguas, arcaicas, como sensibilizar el soporte y luego capturar directamente en ese soporte sin cámara. Jugamos un poco con esas actividades que no son muy habituales.

¿Qué ha sido lo más complicado de ser librero? 

Leonardo: El oficio de librero es muy complicado en España y en cualquier lugar del mundo, porque la literatura está de alguna manera en peligro; es decir, tiene muchas amenazas, el paso de la tecnología, la manera en que todos los seres humanos estamos consumiendo información, y los libros no son el medio más popular. Para nosotros la actividad cultural tiene un peso  económico importante, con el tema de la pandemia hemos tenido que ajustar las actividades y que funcionen con todas las limitaciones y restricciones.

A pesar de que conocemos la amenaza de la forma en que el público compra libros o consume las historias a través de Internet, buscamos estar al día, con ensayos sobre tecnología, inteligencia artificial,  videos juegos, siempre desde lo  que nosotros controlamos. 

Amazon hace un buen trabajo con las herramientas con las que cuenta. Los libreros no podemos ponernos malcriados. Así como cuando Gutemberg inventó la imprenta y salieron un montón de copistas,  los grandes libreros, los de carne y hueso, a los que realmente les gusta la literatura, pueden ofrecer lo que Amazon no; y es una buena recomendación, una conversación sobre el libro que tenga retorno, establecer un vínculo con el lector y entusiasmarlo. Amazon te puede sugerir, pero el librero te sustenta algo que quizá tu no has leído y te puede sorprender. 

Patricia: Un negocio exitoso no busca solo vender sino fidelizar al cliente, quizá incluso sabiendo que puede perder una venta, al sugerir al cliente que no compre un ejemplar que sabes que no le va a gustar. Un buen librero recomienda sinceramente para que el cliente vuelva.

Ustedes que constantemente trabajan con público y con lectores ¿qué impresión tienen sobre la cultura? ¿Creen que está desasistida o que no hay suficientes lectores? ¿Quizá falta de interés de los ciudadanos? 

Patricia: Aquí hay mucha más gente que lee con intereses muy distintos, y niveles de lecturas que también varían. Hay gente que lee simplemente por entretenimiento y otros para profundizar en temas que le interesan. Sí creo que hay lectores y a la gente le gusta leer.

Leonardo: Si lo comparas con hace 40 o 50 años hay una tendencia a la baja porque hay otros medios que acaparan la atención.

Yo creo que las personas deberían saber que la lectura además de ser un medio de transmisión de información, es un ejercicio intelectual muy potente, que permite sostener y profundizar una idea de una manera que otros medios de comunicación no pueden.  Yo creo que las personas que siguen leyendo y que están inculcando la lectura a nuevos lectores, están haciendo una labor muy valiosa, porque la gente que tenga el hábito y la capacidad de leer será capaz de sostener un pensamiento y profundizar una idea. Las personas que no pueden sostener ideas va en aumento y leer es un ejercicio intelectual muy poderoso.

Una de las actividades de los sábados de las que más disfrutamos nosotros es el yoga cuento, realizado por una cuenta cuentos muy talentosa que también en maestra de yoga, combina dinámicas de yoga y de mindfunlless para niños a medida que va contando el cuento

Patricia: Creemos que eso es diferente y particularmente valioso porque los niños se enfrentan a un montón de cosas y estímulos, cosas que se mueven, que tienen luces. Cuando les pones frente a un libro, es como un objeto inerte que no tiene nada que ver con ellos. El yoga cuento es una manera de vivir la historia con todo el cuerpo y eso te hace entender que el libro es un objeto que tiene mucho que ver contigo, que es algo que se debe interpretar. Esta actividad genera una conexión con el libro en estos momentos que es tan complicado prestarle atención a una cosa de papel. Hacemos sesiones de robótica, ilustración, fotografía, buscamos siempre cosas que ofrecer.

Patricia: Solemos prepararles actividades interesantes que hemos ofrecido para adultos y que de alguna manera animamos a los profesionales a preparar una versión para niños. Tratamos de dar una buena cultura a los pequeños porque descubrimos que era una necesidad real. Los padres nos comentaban que no había mucha oferta infantil, y la que hay lamentablemente no es de calidad, es centrada más en el entretenimiento. Nosotros intentamos además de entretenerlos nutrirlos con cosas que puedan ser valiosas en el futuro.

Populares

Así fue el esperado encuentro de Chyno y Nacho en Premios Juventud

El dúo se presentó por primera vez en cuatro años en un escenario el próximo jueves 22 de julio en los escenarios de Premios...

Falleció a los 88 años el escritor y crítico venezolano Guillermo Sucre

El poeta, ensayista, docente y crítico literario Guillermo Sucre Figarella, autor de obras como Borges, el poeta, y La máscara, la transparencia, falleció en su residencia,...

TPS de EE. UU. para venezolanos: ¡ya pueden hacer la solicitud en línea!

Los venezolanos elegibles que solicitenel Estatus de Protección Temporal (TPS) ahora podrán presentar en línea su Formulario I-821, anunció el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (Uscis) el miércoles...

¿Puede China ser un actor en la solución a la crisis venezolana?

Esa fue la duda que conocedores en la materia buscaron resolver en una conversación virtual, que abarcó desde Caracas a Beijing. Incluso en la...